Cómo cuidar a un hámster – todo lo que tienes que saber

Bienvenidos a este nuevo artículo, hoy hablaremos de los cuidados del hámster, si tienes uno o estás planteando adoptar no te lo puedes perder, el hámster es un pequeño roedor de la familia Cricetinae, que puede llegar a acompañarnos entre 2 y 5 años dependiendo de la especie, se trata de animales muy inteligentes y sociales, para que nuestro hámster se sienta confortable a la llegada de nuestro hogar será básico tener preparada ya la jaula en la que va a vivir, generalmente encontramos en el mercado muchas opciones pero la mayoría son excesivamente pequeñas lo que conlleva estrés y malestar a nuestro animal.

Los hámsteres son bastante individualistas y solitarios, de día se esconden en las esquinas más oscuras, buscando tranquilidad, ya que se han pasado la noche cavando, removiendo, correteando y a haciendo escandalera en su jaula. Estos roedores cuando están exhaustos y quieren descansar no soportan los ruidos fuertes como la música alta, los gritos de niños jugando o el sonido de la aspiradora. Tampoco les gusta que se les acerquen personas a cogerlos y acariciarlos. Si te atreves a despertarlos y a sacarlos de su escondite, te arriesgas a que el roedor te clave sus afilados dientes.

Tamaño ideal de la Jaula

El espacio mínimo de una jaula para hámster debe ser de unos 60 centímetros de largo y unos 50 de ancho por 50 de fondo, lo ideal sería adquirir uno de dos pisos en la que podamos colocar túneles y estructuras variadas, la jaula debe ser siempre amplia y cómoda para nuestro pequeño hámster, no obstante si tenemos en mente adoptar un hámster robowski, que es realmente muy pequeño deberíamos optar por comprar una pecera o terrario que acondicionaremos adecuadamente y la cual nos permitirá evitar fugas por parte de nuestro pequeño inquilino los hamsters robowski son tan pequeños y tienen tal facilidad para pasar por los lugares estrechos, por lo cual es muy probable que consiga marcharse de cualquier jaula

Limpieza de la Jaula

La limpieza de la jaula debe realizarse como mínimo de forma semanal para evitar la acumulación de heces, un entorno higiénico para el animal y la ubicación de la jaula, son detalles verdaderamente importantes, ya que la calidad de vida de nuestro hámster dependerá del lugar de la casa en el que le situamos, es importante elegir un lugar ventilado pero que no tenga corrientes de aire, la temperatura deberá ser constante y oscilar entre los 18 y 26 grados también destacamos la importancia de situar la jaula en un lugar con semi sombra ya que el sol directo puede ocasionar un golpe de calor, debemos elegir un sustrato absorbente y que en ningún caso produzca polvo para ello los más recomendables son los pellets de madera natural o celulosa además de los elementos como el bebedero y el comedero el hámster necesitará tener un lugar para refugiarse podéis utilizar un nido una pequeña casita o cualquier otro elemento que le permita descansar y aislarse de la luz del sol.

Juegos y distracciones, como entretenimiento

También necesitará distracciones para hacer más llevadero el tiempo en el que no juegues o interacciones con él, los túneles pasarelas juguetes y otros elementos enriquecerán su día a día intenta ser creativo para estimularlo y mantenerle activo cada día.

Una correcta alimentación

La alimentación del hámster debe ser equilibrada y variada dedicada a cubrir todas sus necesidades nutricionales para ello incluiremos semillas verdura fruta cereales y frutos secos, en el mercado encontramos diferentes alimentos ya preparados que puedes ofrecer a tu hámster de forma diaria, generalmente están compuestos por cereales y semillas con frutos deshidratados este tipo de alimentación es una base potente para su aporte proteico y de fibra no obstante debemos incluir también en su dieta frutas y vegetales variados, como la dieta del hámster debe ser rica en fibra y baja en grasas debemos seleccionar aquellos alimentos ricos en hidratos de carbono y fibras, los cereales y las semillas deben ser la base de la alimentación del hámster si decides no comprar concentrados comerciales y elaborar tú mismo la dieta del hámster toma nota de los siguientes ingredientes que deberás comprarlos y mezclarlos en crudo: avena, trigo, maíz cebada, arroz, lentejas, garbanzos y frutos secos.

El aporte proteico del hámster puede completarse mediante el aporte de frutos secos aunque éstos no deben ofrecerse muy regularmente algunos ejemplos son las avellanas las nueces las castañas las almendras o las pipas todos ellos deben administrarse sin sal y sin ningún tipo de elaboración la fruta y la verdura son alimentos muy importantes para los hamsters debemos asegurarnos de ofrecer diariamente al menos dos pequeñas raciones de verdura y entre una y tres veces una pequeña ración de fruta las frutas y verduras más recomendables son la zanahoria el calabacín, brotes tiernos, patata, boniato, manzana, pera, melocotón, fresas y kiwi.

Hidratación correcta según la edad

El agua debe renovarse de forma diaria y generalmente se utilizan los envases tipo biberón ya que son higiénicos y fáciles de utilizar, sin embargo, si acabas de adoptar a tu hámster es recomendable que le ofrezca es un pequeño cazo en el suelo para que pueda beber directamente ya que algunos no conocen su funcionamiento.

Alimentos prohibidos

No olvides que existen alimentos prohibidos para el hámster que nunca debes ofrecerle entre ellos encontramos las sobras de nuestra propia comida, los alimentos con especias, sal y condimentos variados o aquellos que no son digeribles o dañinos para su organismo como el café, el chocolate, o el alcohol.

Cuidado de los Dientes

Es importante dedicar tiempo al cuidado de los dientes de los hámsteres para evitar anomalías como el crecimiento excesivo o la rotura de los dientes, en el mercado encontrarás elementos dedicados exclusivamente a ello como las ramas de árboles frutales que permiten un desgaste normal de los dientes.

#veterinaria #cuidadodeunhamster #amordeanimales #mascota

POR VAFOR COMPARTE ESTE ARTICULO

Publicaciones Similares